Harry y Meghan empiezan a devolver al pueblo británico el dinero de la reforma de su casa inglesa

Se comprometieron a pagar hasta la última libra de lo que costó, y el príncipe Harry y Meghan Markle ya habrían comenzado a saldar su deuda económica con el pueblo británico. Nos referimos a que el matrimonio ya estaría devolviendo el dinero que costaron las obras de remodelación de Frogmore Cottage, su casa inglesa situada dentro de los terrenos de Windsor.

Poco después de convertirse en marido y mujer, hace dos años, la pareja inició una reforma en ese espacio que estaba llamado a ser su hogar (hasta que sus planes tornaron en una mudanza a Estados Unidos). Y tal y como se reveló, el coste total ascendió a los 2,7 millones de euros, salidos del dinero de los contribuyentes británicos. Ellos se comprometieron a devolverlo, una tarea que les va a costar diez años y que ya habría empezado su cuenta atrás.

Porque, en medio de las negociaciones de su salida de la casa real inglesa en busca de una vida más tranquila, firmaron como compromiso devolver ese dinero salido de los fondos de garantía de la soberana. Y, a pesar que desde Buckingham Palace se niegan a dar detalles de nada que tenga que ver con las finanzas de los duques de Sussex, desde la prensa inglesa (esa con la que están enemistados y que ha propiciado este cambio de vida), aseguran que así es.

Es el ‘Mail on Sunday’ el que da una información más detallada, asegurando que están, además, desembolsando el dinero del alquiler de su casa de campo (unos 20.000 euros mensuales) para poder tener derecho a regresar a ella cuando así lo consideren. Un gasto añadido a los muchos que tienen, pero que les compensa por la paz que les da ese inmueble. Algo que valoran por encima de ninguna otra cosa.

Esa vida tranquila que pretenden tener ahora, a pesar de que las informaciones sobre ellos, su día a día y sus movimientos siguen sucediéndose aún habiendo puesto un océano de por medio. El interés que suscitan, máxime por el pasado polémico del nieto de Isabel II, no parece que vaya a poder aplacarse, por mucho secretismo que se haya impuesto desde palacio para no dar detalles financieros ni de ningún otro tipo de la pareja.

Fuente: Leer Artículo Completo