La valiosa lección de resiliencia que Paula Echevarría nos ha enseñado en Instagram (y que deberías poner en práctica hoy mismo)

Yo era una persona súper cuadriculada. Una de mis frases favoritas siempre ha sido “lo único constante es el cambio”… Pero en el fondo no sabía aceptar cuando eso pasaba. Ahora sí, ¿y sabéis qué? Vivo mucho más tranquila”. Así de claro acaba de definir Paula Echevarría en su cuenta de Instagram una de las actitudes psicológicas que todos deberíamos estar usando en este momento: la resiliencia. ¿Por qué? Porque gracias a ella no habrá ola de frío, confinamiento ni percance accidental que te amargue la existencia. Y esto es psicología de la de verdad, no procede de una taza de Mr. Wonderful.

La resiliencia te permite soportar lo que venga sin romperte, salir a flote de las dificultades aceptando que lo malo también forma parte de la vida. Como explica la Propia Paula Echevarría en su breve texto, ser rígido, ser inflexible, tener una “mente cuadriculada” permite a muchas personas gestionar la ansiedad bajo una ilusión de control. Pero es algo efímero, aparece una pandemia y a la porra todos esos planes A, B y C.

¿Qué toca entonces para no desesperarse? Aprender a ser flexible, y ese es el cursillo vital acelerado que ha realizado Paula Echevarría (y todos nosotros) el año pasado y al que debe su felicidad. Para ejercitar esa capacidad de resiliencia hay que aceptar lo malo que pase, afrontarlo como un aprendizaje y, gracias a ello, tras pasar la experiencia salir fortalecido. todos podemos aprender a ser más resilientes.

Pero para conseguir el nivel de zen que está manejando Paula Echevarría en este momento hay que echarle meses de entrenamiento y autoconocimiento. Conocer tus fortalezas y defectos, aceptar lo que pase sin caer en el cinismo ni la resignación y comprender que de todo se aprende son tres de los pasos que Paula Echevarría debe haber dado para conseguirlo. Si tú también has realizado ese viaje, ¿a qué esperas para compartirlo en Instagram?

Fuente: Leer Artículo Completo