Las bonitas palabras de Iker Casillas a los médicos que le salvaron la vida

El pasado 1 de mayo, durante un entrenamiento con su equipo, el Porto, Iker Casillas dio el gran susto. El más grande de su vida. El portero sufría un infarto que le obligaba a colgar los guantes durante unos meses. Por suerte, el mostoleño ya está recuperado de aquel traspiés médico y, ahora, ha querido agradecer a los facultativos que le salvaran la vida.

El guardameta ofreció ayer un discurso en el acto de entrada de los residentes del Hospital São João de Oporto, donde fue atendido durante su convalecencia. Y no se olvidó de poner en valor el trabajo que realizaron los doctores con él, dejando bien claro que su labor sí que es importante y esencial para la sociedad.

«Lo difícil no es jugar ante 70.000 u 80.000 personas. Lo difícil es operar a alguien que ha sufrido un ataque al corazón. Es lidiar con la enorme responsabilidad de cuidar a los demás», sentenció Iker en ese aplaudido discurso en el que quiso restar importancia a la tarea que él desempeña como deportista, entreteniendo a las masas.

«Este es un momento importante para vosotros. Aprenderéis mucho y los médicos con más experiencia os enseñarán el mejor camino hacia esta brillante profesión», añadió Casillas, que ha pasado unas Navidades de lo más familiares, tal y como hemos visto en las redes sociales y en las revistas del corazón.

Sobre todo en la revista ‘Semana’, donde este miércoles veíamos cómo Iker parece haber acercado posturas con sus padres, con los que, debido a varios roces y malos entendidos, llevaba años sin tener una relación fluida.

Fuente: Leer Artículo Completo