Repasamos el árbol genealógico de Kiko Matamoros

Kiko Matamoros cuenta con una numerosa familia que comenzó a ampliarse en 1984, cuando se casó con su primera mujer, Marián Flores (hermana de la modelo Mar Flores). Antes de divorciarse en 1998, el matrimonio tuvo cuatro hijos: Lucía (1985), Diego (1986), Laura (1993) e Irene (1998).

Ahora, la familia está a punto de volver a ampliarse, pues su hija Laura ha desvelado que está embarazada por segunda vez de su ex novio, Benji Aparicio, con quien ha retomado la relación. Precisamente Laura ha sido siempre la hija más conocida debido a sus asiduas apariciones en los medios de comunicación. También es la hija que más relación ha tenido con su padre, exceptuando los momentos más tensos de Kiko con su hijo, pues Laura y Diego se tienen mucho cariño.

Y es que esos momentos tensos con su hijo Diego se han producido de manera intermitente durante los últimos años. Y es que padre e hijo han tenido muchos altos y bajos, aunque en 2020 iniciaron su reconciliación cuando Kiko fue operado.

En el sentido contrario se encuentra Lucía, la primogénita de Kiko y Marián, que siempre ha querido mantenerse al margen de los medios de comunicación. Ella, como Diego, también se distanció de su padre, pero más adelante acercaron posturas. De hecho, fue la única hija que llegó a enviarle un mensaje durante su operación deseándolo felicidad junto a su nueva novia, Marta López.

Del mismo modo, primogénita de los Matamoros Flores, Irene, opina igual que su hermana Lucía y también ha querido permanecer en el anonimato toda su vida. De hecho es la que menos tiempo ha pasado con su padre, puesto que sus padres se divorciaron el mismo año que ella nació.

Pero sin duda, las mayores polémicas que ha vivido Kiko en la televisión han sido con sus ex mujeres, Marían Flores y Makoke, con quienes siempre ha mantenido y mantiene grandes guerras desde sus divorcios. Tanto es así, que la única hija en común con Makoke, Ana Matamoros, no dudó en posicionarse del lado de su madre tras la separación y actualmente no mantiene ninguna relación con Kiko.

Pero en la vida del tertuliano también ha habido otros grandes amores después de Makoke. El primero, Cristina Pujol, con quien mantuvo una relación de cuatro meses en 2019, hasta que él conoció a Marta López. A día de hoy Kiko tampoco mantiene una buena relación con ella, que no duda en contar detalles sobre su noviazgo.

Sin embargo, el verdadero amor Kiko lo ha encontrado en Marta López, una modelo de 22 años (41 años más joven) con la que mantiene una relación sentimental desde hace dos años. Una relación en la que ella asegura que la edad no importa, hasta el punto de que han anunciado su boda para 2021 si la pandemia lo permite. ‘Cuando digo que la edad es un número, no lo digo en vano’, afirma enamorada la modelo.

A sus 64 años, el colaborador de ‘Sálvame’ ha vivido numerosos cambios en su vida sentimental. Tras pasar por dos bodas fallidas, Kiko Matamoros está preparando su tercera junto a Marta López.Además, también ha sufrido varios conflictos con sus hijos. Una situación que parece que ahora está más calmada, a excepción de su hija Anita Matamoros, con la que lleva sin hablar varios meses. En cuanto al terreno profesional, el ex de Makoke se ha convertido en un colaborador fijo de ‘Telecinco’, trabajando en varios programas y realities y convirtiéndose en un imprescindible de la cadena.

La modelo Marta López (1997) es el actual amor de Kiko Matamoros. Recientemente la pareja ha celebrado sus dos años de relación. Una relación en la que la diferencia de edad (41 años) no parece haber supuesto un impedimento.’Cuando digo que la edad es un número, no lo digo en vano’, asegura la joven, que se muestra muy enamorada.

En este sentido, la pareja ha anunciado que va a oficializar su amor este año casándose en la basílica pontifica de San Miguel, si la pandemia lo permite.

Meses después de su divorcio con Makoke, Kiko conoció a Cristina Pujol (1991), con quien mantuvo una relación de cuatro meses, hasta que conoció a Marta López en 2019. Actualmente su relación no es buena.

Después de divorciarse de Marián Flores, Kiko Matamoros inició una relación con María José Giaever, conocida como Makoke (1969), que oficializaron en 2016 pasando por el altar. En 2018, tras 20 años de relación y una hija en común, Ana Matamoros, el matrimonio se divorció, iniciando así una guerra que todavía continúa.

Ana Matamoros (2000) es la hija pequeña de Kiko y la única que tuvo con su ex mujer Makoke. La relación entre padre e hija ha sido muy controvertida, ya que tras el divorcio con Makoke, Ana no dudó en posicionarse del lado de su madre. Así, hoy en día la la realción paternofilial es nula.

En 2018 la benjamina de Kiko comenzó una relación con el empresario David Salvador (1992). Tras un intenso noviazgo, la pareja ha roto recientemente, tal como ha anunciado la propia Ana Matamoros en su cuenta de Instagram. “Ya no somos pareja, lo que no quita que nos queramos mucho y nos llevemos bien“, explica, añadiendo que es una persona ‘muy especial’ para ella y que no ha ocurrido nada en concreto. “Son cosas que pasan”, añade.

Laura Matamoros (1993) es la tercera hija de Kiko Matamoros y Marián Flores, y la que mejor relación tiene con el tertuliano. En los 28 años que tiene la joven, padre e hija han sido casi siempre uña y carne, excepto cuando la relación de Kiko y Diego estaba en su peor momento.

Kiko Matamoros se convertirá en abuelo por segunda vez, ya que su hija Laura, que ya tiene un hijo, ha anunciado que está embarazada otra vez de su ex novio y padre de su hijo, Benji Aparicio, con quien ha retomado su relación.

En 2018 nació el primer nieto de Kiko Matamoros, Matías, fruto de la relación entre su hija Laura y Benji Aparicio.

El chef Benji Aparicio es el padre del único hijo de Laura Matamoros, Matías. Comenzó una relación con ella en 2017 y al año siguiente tuvieron a su hijo. Meses después se separaron, pero en 2019 decidieron retomar su relación. Sin embargo, un año después la pareja volvió a romper. Ahora, justo cuando Laura ha sabido que está embarazada de su segundo hijo, han optado por darse una tercera oportunidad.

Después de dejar su relación con el padre de su hijo, Benji Aparicio (1990), a principios de 2019, Laura Matamoros comenzó una relación fugaz con Daniel Illescas (1993) que finalizó hacia finales del mismo año. Sin embargo, durante esos meses fue tal el amor de la pareja que llegaron a ‘oficializar’ su relación en una boda con amigos en Cuba pero sin validez legal.

El único hijo varón de Kiko Matamoros, Diego Matamoros (1986), ha protagonizado constantes polémicas con su padre. Ambos han mantenido siempre una relación con altos y bajos, en la que tan pronto se han alabado como insultado.

Sin embargo, en 2020 padre e hijo anunciaron su reconciliación. “Me da bastante pena que hayamos perdido 22 años de nuestra vida”, aseguró entonces.

El verano de 2020 Diego Matamoros comenzó una relación de pareja con Carla Barber (1990), doctora en medicina estética. Pero tras un año de intenso amor, hace pocos días se descubría que la pareja ha decidido poner punto y final a su relación.

El hijo de Kiko Matamoros se casó en 2018 con la modelo Estela Grande (1994), de la que se divorció en 2020. Tras el paso de ella por Gran Hermano Vip ambos decidieron darse un tiempo. “No podíamos estar juntos”, relata la modelo.

La modelo Mar Flores (1969), hermana de Marián Flores, fue cuñada de Kiko Matamoros durante 12 años. La relación de los ex cuñados siempre ha sido polémica. De hecho, él ha llegado a asegurar que la sacó ‘de lo más bajo’ cuando conoció a su hermana y que la modelo ‘vive fundamentalmente de sus parejas’ porque como modelo ‘ha sido muy mala’.

Kiko Matamoros (1956) estuvo casado con Marián Flores (1957) desde 1984 hasta 1998 y tuvieron cuatro hijos: Lucía (1985), Diego (1986), Laura (1993) e Irene (1998). Tras separarse, su divorcio fue tormentoso y durante 20 años han tenido una mala relación.

Sin embargo, durante la enfermedad de Kiko en 2019, Marián se puso en contacto con él para desearle suerte en la operación.

Fuente: Leer Artículo Completo