Famosas que se atreven a llevar mechas rubias con el pelo castaño (el cambio de look de verano que más rejuvenece)

Es el sueño dorado de todas las que tenemos el pelo oscuro y nos pasamos la vida en clave marrón: del caoba al chocolate y, si acaso, un poco de cobre. La tendencia en color de los últimos años no nos ha permitido muchas alegrías, sobre todo si en su momento preferimos quedarnos al margen de los decolorados radicales de las mechas californianas. Este verano, gracias al revival de la tendencia años 90, tenemos la ocasión perfecta para intentar ese cambio de look a rubias que tanto deseamos. De hecho, muchas famosas ya lo han hecho, mostrándonos el camino del color que tienen que seguir nuestros peluqueros para que el resultado sea óptimo. No es fácil: requiere un dominio experto del degradado. Chris Appleton, el colorista de cabecera de Kim Kardashian y Jennifer Lopez, consiguió en uno de los looks para la diva latina el más difícil todavía: convertir su base oscura en un castaño dorado que terminaba en un rubio vainilla maravilloso. La clave para que las mechas rubias funcionen sobre el cabello oscuro: mantenerse siempre en el terreno de la calidez.

No siempre tenemos que ir buscando la armonía entre la tonalidad del cabello y la piel. Este verano podemos optar por un shock de color muy localizado, de manera que el trabajo de decoloración fuerte no afecte a toda la melena. Priyanka Chopra optó por esta opción y logró un doble efecto: por un lado, salvaguardar su oscurísima melena; por otro, iluminar muchísimo la cara gracias a un trabajo muy preciso de mechas en el frontal. El color bronce sale de medios a puntas en un balayage finísimo, pero convierte en rubio dorado en dos puntos de luz espectaculares. Bravo por el riesgo.

Dakota Johnson está en las antípodas de Priyanka Chopra, pero llega a la misma conclusión, Juega a su favor que tiene un cabello finísimo en el que cualquier juego de color queda, necesariamente, sutil: imposible obtener la gran masa cromática que permite la densidad de la melena de la actriz india. Por eso, el balayage cobrizo de medio a puntas se convierte en el frontal en un dorado en unas babylights prácticamente imperceptibles. Elegancia máxima.

Olivia Wilde sí apostó por un cambio de look en profundidad y por la opción que más decoloración conlleva. Su base castaña se trabajó primero con un balayage de mechas doradas (siempre en ese tono cálido que nos favorece a a mayoría de las morenas), pero de medios a puntas se optó por intensificar la decoloración y pasar directamente a rubio. ¿Atrevido? Sí. Pero el resultado es fantástico.

Una última nota sobre coloración, gracias a este experimento con final feliz de Halle Berry. A veces no tenemos que optar obligatoriamente por la gama de los rubios cálidos. Si tenemos la piel morena, podemos experimentar con toda la gama de los ceniza y hacer una mezcla. Ella lleva estas dos tonalidades en las mechas que flanquean su rostro (tan noventeras, por cierto). Objetivo: iluminar y rejuvenecer. Prueba conseguida.

Fuente: Leer Artículo Completo