Fan de la Feria, los barcos y el tenis: así es Carlos Fitz-James, el conde que se casa este sábado con Belén Corsini

Que tu abuela fuera la mujer con más títulos nobiliarios del mundo –la duquesa de Alba– ya hace que prácticamente desde tu nacimiento, seas famoso. Pero los hijos de Carlos Fitz-James Stuart Martínez de Irujo y Matilde Solís han logrado pasar desapercibidos durante prácticamente toda su vida y son pocos los datos conocidos sobre Fernando (el mayor y heredero futuro del ducado) y Carlos, conde de Osorno (título que ostenta desde 2016).

Fernando (30) saltaba a las portadas de las revistas hace un par de años al conocerse su romance y posterior boda con Sofía Palazuelo, con la que contrajo matrimonio en octubre de 2018 en una gran boda que congregó a lo más granado del mundo de la aristocracia y los negocios en el madrileño Palacio de Liria. Pero ¿cómo es su hermano, Carlos Fitz-James Stuart Solís (29) que este fin de semana se casará con Belén Corsini en el mismo escenario en una boda más discreta debido a la situación sanitaria?

Nacido en Madrid el 29 de noviembre de 1991, Carlos Arturo José María, que es como fue bautizado, vivió en su plena adolescencia la separación de sus padres en el año 2004. El hoy duque de Alba y Matilde Solís habían contraído matrimonio en junio de 1988 en la Catedral de Sevilla. Con ese enlace se unían dos grandes apellidos, ya que los Solís son una de las familias de banqueros más adineradas de Andalucía y Navarra. De hecho, Fernando de Solís-Beaumont y Atienza, padre de Matilde, fue presidente del Banco de Andalucía, consejero del Banco Popular y miembro de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla.

El mismo carácter que su abuela Cayetana

Tanto Carlos como su hermano Fernando se criaron en Madrid. Sus padres se instalaron primero en el Palacio de Liria y después se mudaron a una casa en la urbanización Montepríncipe, una zona ‘antipaparazzi’ donde viven entre otros VIP el cantante Raphael y su mujer Natalia Figueroa. Parece que Matilde Solís no terminaba de adaptarse a la vida en palacio y eran muy frecuentes sus viajes a Sevilla. Tras el divorcio de sus padres, los dos niños optaron por seguir viviendo en la capital con su padre aunque solían bajar los fines de semana a Sevilla para pasar tiempo con su madre y el hijo que ésta tuvo con Borja Moreno-Santamaría.

Carlos, un niño extrovertido y de carácter abierto (al contrario que su hermano, más tímido), estudió en el colegio Santa María de los Rosales, centro al que asistió también su padre y el Rey Felipe VI y al que hoy van también la princesa Leonor y su hermana Sofía. También pasó varios años en un internado inglés. Siguiendo los pasos de su hermano Fernando, Carlos se especializó en Comercio Internacional en el College For International Studies (CIS), la universidad americana a la que asisten los conocidos como cachorros de la jet set madrileña (de Felipe de Marichalar a Alba Díaz Martín, hija de El Cordobés) y completó su formación con un master en Business en Boston, donde en lugar de vivir en una residencia, optó por compartir piso con dos compañeros de clase.

Motero y fan de la Feria

Entre las aficiones del joven se encuentra el tenis (suele estar en uno de los palcos del Mutua Madrid Open) y los barcos. Pasa los veranos en Sotogrande junto a su padre y es habitual verle salir a navegar con él en el Ayax, embarcación que heredaron él y Fernando de su abuela Cayetana. Por supuesto, no se pierde una Semana Santa en Sevilla y es devoto de la Hermandad de los Gitanos, como también lo era su abuela. La Feria de Abril es la otra cita anual a la que acude siempre el hijo del duque de Alba, donde suele hacerlo junto a su hermano. Con Fernando, con el que además guarda un parecido físico increíble, comparte también la pasión por los coches, las motos y el campo.

Entre sus grandes amigos, jóvenes de apellidos también ilustres: Teresa Sartorius, hija de la princesa Nora de Liechtenstein; Pablo Trapote, hijo del conocido empresario de la noche madrileña, o el hermano de su cuñada, Beltrán Palazuelo. ¿Dónde encontrar a Carlos? Pues en los locales de moda como el Teatro Barceló (antes Pachá y del que se ocupa su amigo Pablo Trapote) o Gunila, una de las discotecas más VIP de la capital de los últimos tiempos.

Dos años junto a la mujer de su vida

Carlos vive actualmente en Madrid junto a su padre en el Palacio de Liria, lugar en el que también vivía su hermano hasta que se casó con Sofía Palazuelo. Discreto y celoso de su intimidad, antes de comenzar con Belén Corsini, solamente se le ha conocido una novia, Belén de la Hoz, a la que conoció durante su estancia en Estados Unidos. Las últimas imágenes de la pareja juntos fueron tomadas en 2016 y la joven no le acompañó a la boda de su hermano, por lo que fue fácil deducir que en ese momento ya habían roto.

Fue entonces cuando muchos se preguntaron por la situación sentimental del joven. Poco después se supo que había comenzado a salir con una joven hasta ese momento anónima: Belén Corsini (31). Belén estudió Administración y Dirección de Empresas y es consejera y vicepresidenta en algunas de las sociedades de su familia. Es hija de Mónica de Lacalle y de Juan Carlos Corsini Muñoz de Rivera, que ostenta una quincena de cargos en diferentes empresas relacionadas con el sector inmobiliario y agrario. El bisabuelo de Belén, Carlos Corsini Senespleda, ingeniero de caminos, canales y puertos y patriarca de la saga, fundó la constructora Corsán en 1928 y junto a su esposa, Dolores Marquina levantó un imperio familiar.

La pareja ha vivido su amor de una manera muy discreta. Ella se ha integrado en la familia Alba a la perfección y se los ha visto juntos veraneando junto al duque de Alba en Sotogrande. En septiembre de 2020 conocíamos que se había producido la pedida de mano. La pareja pasó el confinamiento separada y tras el verano decidían comprometerse. Este sábado 22 de mayo, Carlos y Belén se dan el ‘sí, quiero’ en el Palacio de Liria. La novia irá vestida de la clásica firma nupcial Navascués y el enlace no será tan numeroso como el del hermano del novio debido a las restricciones sanitarias. La madrina será Matilde Solís, que estos días se ha mostrado muy feliz con la boda de su hijo, e irá vestida de Lorenzo Caprile.

https://www.instagram.com/p/CM_kWHEFFpL/

A post shared by A-Tipica (@a_tipica)

La organización de todos los detalle la han hecho los novios personalmente con la ayuda de A-Típica Weddings & Lifestyle, la primera empresa en España que se dedicó a la organización de bodas y cuya creadora fue Cristina Soriano y Loinaz, madre de la actual directora, Marina de Herrera, que es nieta de Andrés Soriano, fundador de Cervezas San Miguel y de las Aerolíneas Filipinas, y de Juan Herrera, importante empresario y banquero español. Esta empresa también se ocupó de la boda de Fernando y Sofía Palazuelo.

Además de llevar a cabo la ceremonia en los jardines del palacio, la pareja también celebrará el banquete en el exterior. Según las restricciones que rigen en Madrid, no es posible hacer un coctail de pie, por lo que todo lo que se sirva se hará en las mesas y de manera individual a cada invitado. El catering elegido para ese momento correrá a cargo de Ciboulette, fundado en 1997 por Rocío Narváez Gandarias (fallecida en 2010), Íñigo Ramírez Miquel y Ernesto Vázquez Navarro. Ellos también sirvieron el banquete en la boda del duque de Huéscar y en la de Luis Martínez de Irujo y Adriana Marín Huarte. No habrá baile y los invitados deberán mantener la distancia de seguridad y la mascarilla siempre que no estén comiendo o bebiendo.

El ojito derecho de su tía Eugenia

Pase a que parece que la relación entre los hijos de doña Cayetana ha tenido algunos altibajos, tanto Fernando como Carlos se llevan de maravilla con sus tíos. Carlos, abierto, divertido y de carácter emprendedor (además de ayudar a su padre con la gestión del patrimonio familiar de la Casa de Alba, ha creado una empresa enfocada a la enogastronomía), mantiene una conexión muy especial con su tía Eugenia Martínez de Irujo, con la que congenia a las mil maravillas, que no dudaba en presumir de sobrino atractivo en sus redes sociales durante la boda de Fernando con Sofía Palazuelo. A pesar de la diferencia de edad, también tiene muy buena relación con su primo Luis y el padre de éste, Cayetano Martínez de Irujo, con los que comparte la pasión por los caballos.

Nuestros periodistas recomiendan de manera independiente productos y servicios que puedes comprar o adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos en nuestros textos, Condenet Iberica S.L. puede recibir una comisión. Lee aquí nuestra política de afiliación.

Fuente: Leer Artículo Completo